tomate marmande cuarenteno - semillas ecológicas Fitó

Variedad de tomate marmande muy productiva con frutos grandes, de color rojo, ligeramente achatados y acostillados. sobre con 1 gr de semillas ecológicas certificadas Fitó

Más detalles

semillas tomate marmande
New product

1,45 €

Impuestos incluidos
envío 24 - 48 horas (envio gratuito en pedidos superiores a 40 €, resto de envios 5,86 €)
8 Artículos

- +

Añadir para comparar

 
Más

Época de siembra: Siembra en semillero o directamente en la tierra: de febrero a abril en clima mediterráneo y de febrero a marzo en clima continental.

Profundidad de siembra: Poner 3-4 semillas por hoyo a 0,5-1 cm de profundidad.

Marco de cultivo: 40 cm entre plantas y 80 cm entre líneas

Exposición solar: Pleno sol, le gusta el calor

Riego: Frecuente y regular

Recolección: De junio a septiembre en clima mediterráneo y de julio a septiembre en clima continental.

Escriba una reseña

tomate marmande cuarenteno - semillas ecológicas Fitó

Variedad de tomate marmande muy productiva con frutos grandes, de color rojo, ligeramente achatados y acostillados. sobre con 1 gr de semillas ecológicas certificadas Fitó

Escriba una reseña

 
sobre semillas Fitó

Semillas Fitó empieza su andadura en en 1880 en Sant Martí de Provençals, Barcelona, ha pasado mucho tiempo desde entonces y lo que antaño fue una pequeña semillera hoy es una potente multinacional que vende sus productos en más de 70 países.

La clave de este proceso ha sido la I+D+I a la que semillas Fitó dedica un 15 % de su facturación, en la actualidad Fitó semillas cuenta con 10 centros de I+D+I.

Fitó es garantía de calidad, sus semillas tienen una alta tasa de germinado y el producto final es siempre el deseado, sin sorpresas desagradables.

 En semilla y plantel nos centramos en su línea hobby de la que comercializamos semillas para huerto tanto ecológicas como tradicionales, semillas de césped y semillas de flores.

Disponemos de todo su catálogo de semillas ecológicas y de la mayor parte de las referencias de semillas convencionales así como varios de sus híbridos más populares

 
Germinar semillas de tomate

Si nunca ha mordido un tomate fragante, madurado en rama y calentado al sol, cosechado fresco de su propio huerto, no ha probado un tomate real… una vez que lo hagas, nunca más estarás satisfecho con los insípidos impostores del supermercado. Afortunadamente, las plantas de tomate son fáciles de cultivar a partir de sus semillas.

Los tomates son plantas de larga temporada que aman el calor y no toleran las heladas, por lo que es mejor colocarlos en el huerto como planteles después de que el clima se haya calentado en primavera. Hay algo especialmente gratificante en comenzar sus propias plantas en el interior,  además, eso le permite elegir entre cientos de variedades de tomates que están disponibles como semilla en nuestra web.

Las semillas de tomate se siembran mejor en interiores unas seis semanas antes de la fecha promedio de la última helada.

Hay cientos de variedades de tomate disponibles como semilla, elegir algunas para el huerto de su casa puede ser una tarea abrumadora entre tanta delicia. Aquí hay algunas cosas para considerar:

Decide el tipo de tomates que quieres; por ejemplo, tomates cherry, de ensalada o tomates para hacer salsa o pasta.

Considere el tamaño de las plantas maduras. Los tomates determinados crecen hasta aproximadamente 90 cm de altura y son la mejor opción para contenedores. Los tomates indeterminados se vuelven muy grandes, hasta 2 m de altura.

Busque resistencia a las enfermedades. Los tomates son susceptibles a una serie de enfermedades que pueden ser un problema o no en su región.

Germinar semillas paso a paso

Las semillas germinan mejor a temperatura ambiente cálida (21 – 24 º C) Puede acelerar la germinación proporcionando calor inferior con una estera térmica

Humedezca completamente la mezcla de inicio de semillas y luego llene los recipientes hasta 1 cm de la parte superior. Apriete la mezcla pero no la compacte.

Coloque dos o tres semillas en cada recipiente pequeño o en cada celda de su semillero. Cubra la semilla con aproximadamente 0,5 cm de tierra y apriétela suavemente sobre las semillas.

Riegue para asegurar un buen contacto entre semillas y mezclas. No necesitas remojar la tierra, solo humedece la capa superior.

Coloque las macetas en un lugar cálido o encima de una estera térmica. En este punto, las semillas no necesitan luz.

Mantenga la mezcla húmeda pero no empapada. Si su semillero  tiene una tapa de invernadero, úsela para ayudar a retener la humedad, también puede colocar un poco de papel plástico de cocina sobre la parte superior de las celdas

Revise las macetas a diario. Tan pronto como vea brotes, retire la cubierta y coloque las macetas en una ventana soleada o debajo de luces de cultivo, manteniendo las luces a solo u5 cm por encima de la parte superior de las plantas.

Continúe manteniendo la tierra húmeda pero no saturada. La mezcla de semillas secas tiene un color más claro que la mezcla húmeda, una buena indicación de que necesita agua. Algunos hortelanos hacen funcionar un ventilador en la habitación con sus plántulas en crecimiento; Una buena circulación de aire reduce las posibilidades de problemas de enfermedades.

Elimine las plántulas más débiles dejando solo una por celda o maceta

Es posible que sea necesario trasplantar sus tomates a recipientes más grandes si superan sus macetas antes de que sea el momento de colocarlos al aire libre. No permita que la planta se atasque en la maceta, con las raíces llenando el recipiente, o el crecimiento podría atrofiarse.

Espere a trasplantar sus plántulas de tomate al jardín hasta después de la fecha promedio de la última helada de primavera.

30 otros productos en la misma categoría:

Los clientes que adquirieron este producto también compraron:

Comparar 0

No products

To be determined Shipping
0,00 € Total

Check out